martes, junio 14, 2011

La conejita que puso en aprietos a Playboy

Elizabeth Ann Roberts

Hace más de cincuenta años, en enero de 1958, salió a circulación uno de los ejemplares que más daría que hablar en la historia de Playboy. En esa edición, la conejita o modelo del reportaje principal era una muchacha llamada Elizabeth Ann Roberts, a quien se le otorgaba el titulo de Playmate Enero 1958.
Su aparición en la revista generó una gran controversia en ese tiempo y de paso metió a Hugh Hefner, el dueño de la revista, en una serie de problemas legales. Todo esto por la sencilla razón de que la bella Elizabeth había nacido en 1940.

Si Elizabeth había nacido en 1940 y la revista fue publicada en enero de 1958, era fácil deducir que las fotos habían sido tomadas en 1957, cuando la chica todavía era una menor de edad. La chica tenía 17 años al momento de su publicación, y en aquel entonces (como ahora), la edad de consentimiento para este tipo de cosas era a los 18 años.

Playboy tuvo que afrontar una serie de imputaciones legales por este descuido, por poner en sus páginas centrales a una menor de edad, y como si esto fuera poco, al poco tiempo salió a la luz otro inconveniente: que las fotos habían sido tomadas en el otoño de 1957, época en la que Elizabeth asistía a la universidad en alguna parte del área de Chicago. De hecho, su faceta como estudiante y fotos sugerentes de la muchacha como universitaria fueron parte esencial en el artículo. Sin embargo, cuando se llevo a cabo la sesión fotográfica, ella todavía no había cumplido ni 17 años.

Elizabeth asistiendo a la universidad

En otras palabras, eso significaba que la revista Playboy en su edición de enero de 1958, había presentado como modelo central a una chica de dieciséis años de edad en paños menores. Sin paños para ser más exactos.

En un intento de aplacar la controversia y a la opinión pública, la revista presentó una carta de Cathy Darnell, madre de la chica, afirmando que ella siempre estuvo presente cuando se llevó a cabo la sesión de fotos, y que todo se hizo con su conocimiento y consentimiento. Haya sido verdad o no lo que declaró la madre de la muchacha, de nada sirvió su testimonio como alegato ya que a Playboy se le levantaron cargos y se le inició un proceso judicial.

Elizabeth y su madre en la Corte

En los entretelones del juicio pasó algo muy curioso. La muchacha fue sentenciada a 15 días de prisión por desacato a la Corte al negarse a responder las preguntas acerca de su edad, y el juez desestimó el caso basando su decisión en la idea de que no había forma de probar que los editores de la revista sabían la edad de Elizabeth en el momento que fue fotografiada. En otras palabras, Playboy tuvo una defensa con argumentos tan simplones que en primera persona equivaldrían a un: "Yo no sabía que ella sólo tenía 16 años". En la actualidad esto no sería posible y se le daría otro tratamiento al caso, pero bueno, eran épocas diferentes.

Otra cosa, el hecho de que Elizabeth se haya identificado (a los fotógrafos o editorial) como una estudiante universitaria, bien pudo haber sido un factor atenuante a favor de Playboy, puesto que la mayoría de estudiantes universitarios en los EE.UU. (en ese entonces y hasta ahora) tienen de 18 a 19 años en su primer año. En ese país si alguien te muestra una tarjeta de identificación de estudiante universitario, asumes automáticamente que es mayor de edad o que por lo menos tiene 18 años.
Se dice ahora que esa iba a ser la estratagema legal que utilizaría la defensa en caso de haber continuado el juicio.




En cuanto a las imágenes de Elizabeth, tomemos en cuenta que fueron tomadas hace más de medio siglo, y por supuesto son muy distintas a las de ahora. Para los estándares actuales estas fotos son demasiado inocentes, ya que la desnudez completa de las modelos en la revista no llegaría hasta 1970. Antes de ese año las fotos solo mostraban los pechos, el trasero y nada más. Y las fotos de Elizabeth donde aparece completamente desnuda, son casi desprovistas de malicia, de contenido sexual. Algo que se ha ido perrdiendo con los años.



Los tiempos han cambiado tanto que ahora esas imágenes no serían censuradas o clasificadas como Rated-X. Para el marketing actual serían prácticamente todo público, es más, si aparecieran escenas similares a esas en una película de hoy en día, la cinta seguramente saldría con una clasificación PG-13. De hecho las fotos de Elizabeth tienen un no sé que, quizá ese tipo de inocencia que ya no se encuentra en las actuales fotografías de moda y glamour.


De lo que se sabe, más adelante la revista aprendió la lección y en el futuro fueron más cuidadosos y estrictos cuando de escoger Playmates se trataba, por la edad claro, porque del resto nadie tenía quejas.
Puede tratarse de una coincidencia o no, pero desde el siguiente año Playboy agregó junto a las fotos de sus supermodelos una pequeña ficha técnica en la que mostraba los principales datos de las conejitas, tales como altura, peso, medidas, ciudad natal, aficiones, intereses y lo más importante, el año en el que había nacido.

Respecto a Elizabeth Ann Roberts, desapareció en medio de toda esa efervescencia de fama y no se volvió a saber de ella. No se convirtió en amante de Hugh Heffner ni se la vió en el mundo del modelaje ni publicitario. No se supo nada de su vida, no se sabe si se casó o si tuvo familia, de hecho no se sabe si aún sigue viva.
Ahora Elizabeth tendría 71 años y de acuerdo a la esperanza de vida en los EE.UU, es muy probable que aún se encuentre entre nosotros, que en alguna parte sea considerada una venerable abuela. Asumiendo que es así, seguramente debe saber que posee la distinción de haber sido la Conejita más Joven en la historia de Playboy, un récord que difícilmente será roto, y por el que seguirá siendo recordada siempre por no pocos fans de la revista.

Fuentes y referencias:
1, 2, 3, 4

¿Fue útil o de tu agrado el artículo?

* Ahora también puedes seguirme en Twitter:

11 comentarios:

Belén dijo...

Ay dios mío... la verdad es que no son para tanto las fotos... si lo más seguro es que ahora se las hacen para su fb!

Besicos

LINFOCITO dijo...

Bueno esas fotos son una epoca en la que enseñar era obceno o casi. HOy en dia, la muchachada esta acostumbrada a ir sin ropa, pero lo que si esta claro, es la calidad de la fotografia, la luz, y el carisma y belleza natural que trasmiten las fotos.
Curioso y bonito articulo.
Felicidades.

TORO SALVAJE dijo...

Como ha cambiado todo en poco tiempo.
Esas fotos hoy parecen inocentes.

Saludos.

Claudio Barragán Sacco dijo...

La abuela tiene 69 años hoy en día, te dejo el enlace en Wikipedia:

http://en.wikipedia.org/wiki/Elizabeth_Ann_Roberts

Saludos y felicitaciones por el blog, al que tengo indexado en http://www.planetaki.com/planeta77

Manuel dijo...

Las fotos me parecen muy artísticas.
Ya quisieran algunas hacerlas de esa manera.

Ella parece mayor. El maquillaje quizás?

Saludos. Gran historia

Esteban dijo...

muy entretenido el artículo... saludos

Aguz22 dijo...

Como siempre, buena entrada. ¡Efectivamente, ahora esas fotos son las de rigor en casi cualquier FB adolescente!

saludos

Cecy dijo...

Que lindo articulo Carlos.
Como han cambiado todo, verdad?
Las fotos me parecen una verdadera obra de arte, la chica es preciosa.

Un abrazo querido!

GABU dijo...

Conocía la historia de esta señorita y lo más extraño es que ni rastro ha quedado de ella,no??

P.D.:Por otro lado,las fotografias son de un cuidado estético que hoy en día con tanto photoshop y demases nada de lo que se ve rza la realidad...

BESITOS FLASHEADOS ;-)

Efren (a.k.a. Ludovico) dijo...

Guapa la morocha XD

1dia1foto365momentos dijo...

Como dicen por ahi, lo raro es que no se sepa nada de la conejita en cuestión....

 
Ir Arriba