sábado, septiembre 26, 2009

L'enfant terrible

Dentro de la historia de la humanidad hemos encontrado personajes que sin duda han llamado nuestra atención por sus extravagancias o por su curioso estilo de vida. Bueno, yo siempre digo que nunca debemos perder la capacidad de asombro, pero la verdad es que a veces resulta muy difícil.
Hoy les quiero presentar a un emperador romano que supera todos los niveles de excentricidad que conozco. Calígula y Nerón parecen inocentes corderitos a su lado. Les hablo de Vario Avito Basiano (año 205 a 222 d.C.), quien fue coronado a los 14 años con el nombre de Marco Aurelio Antonino, aunque fue más conocido como Heliogábalo.


Heliogábalo

Desde que fue investido como Emperador en Roma no dejó de asombrar a sus súbditos. En su primer día como autoridad, entró en la ciudad montado en un lujoso carruaje tirado por mujeres desnudas, aunque luego, ya en otras ocasiones, sólo utilizaba perros o esclavos para el mismo fin. Y aunque también se casó cinco veces con mujeres, siempre fue notoria su ambigüedad sexual. Solía vestirse con atuendos femeninos y simulaba que se casaba con sus gladiadores preferidos.

Según varios relatos - la mayoría de los cuales nos han llegado gracias a que él mismo dispuso que un cronista tomara nota para la posteridad los detalles de sus andanzas-, sus banquetes no solo eran monumentales, sino que cada uno que ofrecía, era más extravagante que otro.
A uno de ellos por ejemplo invitó a ocho jorobados, ocho cojos, ocho gordos, ocho esqueléticos, ocho sordos, ocho negros y ocho albinos. Ya cuando tuvo a sus comensales juntos, se divirtió cruelmente gastándoles bromas de gusto bastante bizarro. Por ejemplo a la hora del postre, después de embriagarlos a placer, ordenó cerrar todas las salidas del comedor e hizo soltar una manada de fieras salvajes, a las que previamente había hecho arrancar dientes y garras. Claro que ese detalle lo desconocían sus aterrados invitados y comensales.

Se cuenta que en cierta ocasión concibió la idea aparentemente placentera, de derramar pétalos de rosas sobre los invitados en una de sus cenas, pero parece que se le fue la mano en la cantidad y que se asfixiaron algunos de los comensales. Aunque esta última anécdota raya en el mito, hay un lienzo muy famoso que intenta recrear esta escena.


Las rosas de Heliogábalos, lienzo de Lawrence Alma-Tadema 1888

En cuanto al lujo y derroche de su vida, se jactaba de no haber bebido nunca dos veces en la misma copa. Se entiende, claro, que las copas eran de oro y plata.
Sus despilfarros vaciaron las arcas del estado. En ocasiones se hacía construir un baño suntuoso, lo utilizaba una sola vez y luego lo mandaba destruir. Se dice que fue el primero de los romanos que usó vestidos confeccionados totalmente en seda, y que llamaba mendigos a quienes usaban la misma vestimenta por segunda vez. Jamás emprendió un viaje con menos de sesenta carruajes. Disponía de carros cubiertos de piedras preciosas y oro y despreciaba los que estaban hechos de plata, marfil o bronce.

Según narra el cronista romano Elio Lampridio en la Historia Augusta, los excesos de Heliogábalo no tuvieron fin. Durante su mandato ignoró las tradiciones religiosas y alteró los tabúes sexuales de Roma. Aunque estuvo varias veces casado, su relación más estable parece haber sido la que mantuvo con un esclavo muy bien dotado llamado Hierocles, a quien incluso se refería como "su marido". La Historia Augusta sostiene que también se casó con un hombre llamado Zotico -un atleta de la ciudad de Esmirna-, con ceremonia pública en Roma. Otros historiadores narran que Heliogábalo se pintaba los ojos, que se depilaba y lucía pelucas antes de prostituirse en tabernas y prostíbulos, e incluso en el palacio imperial.
Deberíamos darle el crédito de haber sido el primer Drag Queen de la historia, ¿verdad?

La Guardia Pretoriana era un cuerpo militar de élite que servía de escolta y protección a los emperadores. Las excentricidades de Heliogábalo y especialmente su comportamiento y desfachatez sexual, irritaban cada vez más a este recio cuerpo de soldados.


Guardias Pretotianos

Se desencadenó un motín, y la misma guardia pretoriana lo asesinó a los 18 años de edad. Su madre, que estaba a su lado -y que tenía otro largo expediente pecaminoso-, también fue asesinada. Cortaron sus cabezas y sus cuerpos fueron arrastrados desnudos por toda la ciudad; luego el cuerpo de la madre fue dejado en algún lugar, mientras que el de él fue arrojado al río para que su cuerpo no recibiese sepultura.

Aunque sin duda corto, Heliogábalo llevó un estilo vida muy sui generis y pagó con su vida. En aquella época, el poder de los césares era tan grande y absoluto que frecuentemente se volvían locos, literalmente.

Fuentes:
Hechos insólitos, Gregorio Doval
Victormacías, Wikipedia

¿Fue útil o de tu agrado el artículo?

* Ahora también puedes seguirme en Twitter:

41 comentarios:

TORO SALVAJE dijo...

Siempre me voy asombrado de aquí.
Que loco estaba.
Pero loco de remate.

Saludos.

Lara dijo...

Guuuuaaaauuuuuu! que interesante, con lo que me gustan a mí los locos, jajaja....
Muuuuuacks!

Ana dijo...

El poder sin límites. La exageración expandiéndose por su universo íntimo, plano, infinito donde el único freno es un gemido brutal,la representación de la muerte o la muerte misma. Su propia muerte, buscándola entre pétalos de rosas y fieras sin dientes.

Roy Jiménez Oreamuno dijo...

Impresionante historia, en verdad que excentricidades hay por todos lados y morir tan joven, que locura.
Saludos

JASVI dijo...

Carlos!!!
Conocía algunos detalles pero ahora estoy mas impresionada, no sabia que murió a los 18!!


Vaya niño travieso!!!

Ya mismo voto por tu blog, por que lo vale y mereces otro premio por tu esfuerzo y dedicación!

Beso

Javier dijo...

vaya... muy buena referencia!!

gracias por informar :D

Jorge Luis Pérez dijo...

Lo que hace ser una loca con poder.

Dragonfly dijo...

Increíble... si que hay gente loca por allí!

Besos ;)

Eugenia dijo...

Hace tiempo que no podría figurar como blog personal, no?
Como cultural si. Todas las de ganar. Así que suerte!
Que loco el paisano, de verdad. Besos!

Cecy dijo...

Impresionante historia, este muchachito evidentemente estaba mas que enfermo.

Besitos querido Carlos.
Buen fin de semana.

Carlos dijo...

Si Eugenia, pero así nos ha catalogado la gente de Bitacoras.com.
De hecho también veo que me han puesto en la categoría de Mejor Blog Periodístico en el mismo concurso (lo cual es un piropo para mi), pero creo que ahí tengo menos posibilidades.
Igual, gracias por pasar.

lopillas dijo...

Qué razón tiene Obelix "están locos estos romanos" jajjajaja
El lienzo es una maravilla, bien merece el peñazo del registro en Bitácora ;)
Abrazo, Carlos

lopillas dijo...

Ya me metí en otro sembrado...hay que ser de la comunidad...y que no tengo movimiento dicen. Que me pongan ramalamalamalameringo pa que vean si me muevo :D
Siento no poder votarte porque lo mereces.

Isabel dijo...

Hola Carlos, he entrado en tu blog a través del blog de Gizela. Tu entrada es muy interesante, sabía de los caprichos de estos personajes, pero el que hoy nos muestras, se sale. Seguramente el poder los volvía locos. Un beso

P@lmogala dijo...

se me parece a alguien que es presidente de cierto país que está en la mitad del mundo.

Carlos sigue así, que yo creo y te digo que este concurso te lo llevas tu, un saludo

Bitter dijo...

juaaaas mi rey, espero no este acumulando ideas para el reinado en suazilandia, aunque pensandolo bien ahogarse en rosas es una digna y fragante muerte.
joder, los tipos pa rayao y el wn tenia 18??? increible!
calugazos volki

Belén dijo...

La verdad es que en el Imperio Romano había mas vicio que ni se...

Besicos, lobo!

Gizela dijo...

jajaja!!!!
Casi me ahogo con el café,cuando llegué a lo de la edad!!!!
¡Qué intenso el niño!!!!!
Bueno los soldados hicieron algo más que lo qué habrían echo un grupo de psiquiatras en nuestro tiempo.
La semilla de las aberraciones y odios, viene desde la creación de nuestra raza.
Buena lectura Carlos, en mi vida había escuchado de semejante"joyita"
Besotes y lindo domingo desde Madrid.
Gizz

Gizela dijo...

jajaja
Veo que vino Isabel jaja
Viste?
A ti te trajo a mi vida Ali, yo la tuya Isabel jaja
Te divertirás horrores con ella.
Es un guerrera, con corazón de miel.
besosssssss

Mar y ella dijo...

Guau......los locos de ahora son niños de pecho....seguro que su consigna era LO comido y lo bailado no me lo quiata nadie.....jiji..que buenisimo post...

Ya ire ahora mismo para votar por ti..
Besitos...

Mariella
Una loca,,,cuerda..jejeje

apm dijo...

Carlos, una entrada estupendísima, como todas las tuyas, documentadísima y genial.... y, menudo ángelito el Heliogábalos, no me extraña que terminara como terminó

Suerte para ese premio "mejor blog cultural", !a por él, que está claro como el agua que te lo mereces a todas todas!

Un besote bien gordo

esteban lob dijo...

Hola Carlos:

¡Menos mal que "esa bestia" vivió solamente 18 años.

¡Suerte con los premios...te los mereces!

cieloazzul dijo...

anda!
a los 18 años!
que vida más arrebatada!
besos intensos amoremio!

cieloazzul dijo...

amore mio! intentpe votar pero no supe como... me puedes explicar pls?
besosss!

DANI dijo...

Por supuesto que voy a votar!

Un saludo

Angélica dijo...

Carlitos este post me ha gustado mucho. Me atrae la historia de Roma, así que me pareció interesantísimo.

Como hay personas tan jóvenes que viven de manera fulminante porque lo han tenido todo. Y como lo han tenido todo se dan el lujo de derrochar y de andrar por la vida intentando conocer nuevas emociones.

Besitos. Voy a votar por tu blog.

KARMILA dijo...

Jajajaja que interesante jajaja que bien, oye intente votar niñote pero no pude luego me dices como funciona no?

Besitosssss niño¡¡

Gabiprog dijo...

El poder corrompe hasta la neurona...
Se pierde el norte vamos!

MARCRISPA dijo...

Hay adolescentes de hoy día, que si tuvieran el poder de un emperador romano... bueno, al punto que quizá opacarían a Heliogábalo...
Pero no hay dudas que son amados por sus madres y a ellas se les atribuyen las malas conductas de sus adolecidos y muchas, como entonces, son también condenadas junto con sus hijos... no quizá con los mismos métodos, pero...

Besos y abrazis

MARCRISPA dijo...

Igual que Lopillo... para votarte pide que sea de la comunidad, y no se me da entrar en otra, me confundo con las claves y demás...
De cualquier modo, si se simplifica el método, cuenta con mi voto a las dos categorías...

ciao bambino

mujeresdesincuentay dijo...

Estos Personajes siempre tienen un rasgo de locura. Muy buena la entrada.
Saludito Cris // mujeresdesincuentay

GABU dijo...

Y asì es nomàs,mi querido CHARLES,ojalà que jamàs perdamos esa capacidad innnata de poder sorprendernos porque si asì fuera todo nos darìa exactamente lo mismo,no??

P.D.:Personalmente me apasiona la historia de CÈSAR AUGUSTO,pero esta que has narrado no tiene desperdicio alguno!!! ;)

Y GRACIAS POR LA DATA ACERCA DE TUS PARTICIPACIONES,ALLÌ ESTARÈ APORTANDO MI VOTO... =)

BESITOS AETERNUS

Juan Yañez dijo...

Así es que los gobernantes hunden a las naciones
Disculpa que no te visité antes, es que todavía estoy familiarizándome con la tecnología y ¡Cómo me cuesta!

Georgells dijo...

Heliogábalo... caray! pues algo había escuchado de él, pero sí que me ha sorprendido leer todas sus locuras. Y pensar que el "gusto" le duró apenas cuatro añitos. Si bien el poder absoluto puede corromper absolutamente, está claro que a éste lo destruyó su educación previa.

Me encantó lo de "la primera drag queen", jejeje. Y, por supuesto, iré a votar por ti!

Abrazo,

G.

©Claudia Isabel dijo...

Una historia impresionante...Vi "Calígula" y "Yo claudio" esos tipos no tenían límite!
Un abrazo

lucifer dijo...

Saludos gran post, supongo que la naturalessa humana es tan extraña que cuando se desatan todas las iniviciones el limite en la lujuria no tiene limites, aunque me hubiera gustado ir a un vacanal de esos :P

Carlos dijo...

Cumpa, la historia de Roma, salvo honrosas excepciones, está jalonada por emperadores impresentables, que por suerte no empañaron el prestigio de Roma en otras áreas tales como la arquitectura y la jurisprudencia.

Fíjate tu sino Calígula coronando a su caballo (si es por animalitos, en River, tenemos para quinientos años de historia) :)

Un gran abrazo.

amor y libertad dijo...

es lo que se llama una adolescencia difícil, diosssssssss

Jackie dijo...

Esto es lo que yo llamo un adolescente jodedorcito....

Mariluz dijo...

Tan magnífico artículo como impresentable el "angelito"...
¡qué tiempos aquellos!

beso, Carlos y ¡¡suerte!!

Ge0vA dijo...

Los relatos sobre los emperadores romanos por lo general siempre han sido llevados hasta la exageracion por muchos historiadores. La mayoria de los relatos eran historias ficticias.

En este caso, siempre es bueno tener varias referencias bibliograficas y no creer todo lo que se lee.

 
Ir Arriba